lunes, 22 de agosto de 2016

La sanguijuela de mi niña - Christopher Moore.

Título: La sanguijuela de mi niña.
Autor: Christopher Moore.
Año: 1995.
Género: comedia, vampiros.
Editorial: La Factoría de Ideas.
Valoración: 6,5/10.


Jody es una mujer de poco más de veinte años que vive en San Francisco. Detesta su trabajo, odia al hombre con el vive y está completamente amargada. Es entonces cuando una noche al volver a casa es atacada por un desconocido y convertida en un vampiro.

A partir de aquí se inicia una "vida" para Jody como no muerta, viéndose en la necesidad de encontrar a alguien que pueda ocuparse de sus asuntos durante el día y mantenerla a salvo de la luz del sol y otros peligros. Jody conoce entonces a Tommy, un aspirante a escritor un tanto díscolo e inocente, lleno de ideas tan románticas como equivocadas sobre los vampiros, en buena medida fruto de sus lecturas de Anne Rice.

Los problemas comienzan cuando otro vampiro en la ciudad trata de matar a Jody, mientras la policía investiga la aparición de varios cadáveres desangrados.

El encanto de las novelas de Christopher Moore no es lo que cuenta en sí, sino el cómo lo cuenta, que es lo verdaderamente divertido de sus libros. La comedia se entremezcla con la parodia, que apreciarás sobre todo si has leído algo de literatura vampírica y en particular a Anne Rice. Su estilo a veces puede recordar a Terry Pratchett, aunque los pasajes series no tengan tanta calidad como los cómicos. Las historias son sencillas, compensados por ingeniosos diálogos.

El otro punto a favor son sus carismáticos personajes, con personalidades bien definidas, y que se ven envueltos en situaciones tan extraordinarias como absurdas. Y lo divertido es ver cómo pretenden salir de ellas y cómo acaban las cosas al final.

La sanguijuela de mi niña no es el mejor libro sobre vampiros que haya leído, ni mucho menos el mejor libro que haya leído jamás. Pero en su simplicidad radica la clave de su éxito: es ameno, está bien escrito, entretiene y te divierte, que es de lo que se trata al final. Se trata un libro genial si lo que quieres es leer algo ligero y pasar un buen rato. No tiene más pretensiones, pero cumple las expectativas.

2 comentarios:

Julia Cabrera dijo...

Leí ese libro hace tiempo,la gente memiraba por que no podía contener las risas en el tren mientras lo leía. Lo recomiendo con alegría, así como las demás historias de Christopher Moore (especialmente El angel más tonto del mundo)

Madame Macabre dijo...

Julia Cabrera - Tengo en el kindle sus demás libros para otro momento en que se me apetezca una historia distendida. Son libros muy entretenidos y amenos, y están muy bien para desconectar :)

Muchas gracias por comentar :)