lunes, 19 de marzo de 2012

Época Victoriana: del corte imperio a las máquinas de coser. Ir de tiendas, un nuevo pasatiempo.

Un nuevo espíritu de modernidad guió el siglo XIX. Uno de los acontecimientos más trascendentales sería la coronación de Napoleón en 1804.  El vestido de la coronación de Josefina representaría una de las mayores contribuciones a la moda femenina: la línea imperio. Algunos historiadores sostienen que el vestido empleado en su coronación fue diseñado por el pintor de corte Isabey y confeccionado por el sastre Leroy.



Su estilo transmite las líneas fluidas del vestido romano. La falda en cascada desde una estrecha cinta forma un círculo completo bajo los senos. Este estilo delicado se mantendría durante la primera parte del siglo XIX hasta la derrota de Napoleón, que llevaría consigo nuevos cambios en el vestir.

Los avances tecnológicos surgidos durante dicho siglo impulsaron la industria de la moda, o "confección", como se la conocía, hacia los nuevos reinos de la producción en masa. En 1846, Isaac Singer inventó y patentó la máquina de coser. Su modelo epónimo fue el primero que se distribuyó y vendió masivamente. Aunque a la máquina de coser se la ha denominado "la democratizadora de la moda", en realidad hizo poco por liberar a la mujer. Las máquinas de coser se podían adquirir y vender a plazos, pero los bajos ingresos que obtenían las mujeres por el trabajo mal pagado de costureras las convertían en esclavas de las máquinas.



A la invención de las máquinas de coser siguieron los patrones de tallas para confeccionar prendas. Su uso se generalizó gracias al hábil empresario Samuel Beeton, ofreciendo la posibilidad a la mujeres de patrones de papel para hacer vestidos, que se encargaban por correo.



A éstas siguieron otras innovaciones como una máquina para coser botones y otra para hacer ojales. Las agujas de hacer punto fueron reemplazadas por máquinas de tricotar que permitieron introducir en el proceso fibras elásticas. Las medias de seda y los guantes podían hacerse ahora con tricotosas.

En esta época, ir de tiendas se había convertido en un pasatiempo. Las personas adineradas visitabas galerías comerciales, pequeñas tiendas como La Belle Jardinère en París (abierta en 1824) y los bazares. Todos ellos estaban llenos de tenderetes y galerías que ofrecían ropa de confección y productos de uso personal.



La inauguración en París de los primeros grandes almacenes provocó una gran expectación. Las prendas y los accesorios se encontraban ahora al aire, completamente a la vista, listos para que el comprador los adquiriese.

En 1852, el matrimonio formado por Monsieur y Madame Coucicaut abrió uno de los primeros grandes almacenes de París, el Bon Marché. Le siguieron los Magasins du Louvre, y los Magasins du Printemps.



Las damas elegantes se vestían en establecimentos más chics. La amplia y arbolada Rue de la Paix, que se inicia en la prestigiosa Place Vendôme, acogerá las cosas de los dos grandes pioneros de la costura. En el número 7 se instaló Chasles Frederick Worth, y en el número 21 Jacques Doucet.

En las siguientes entradas de Época Victoriana, los grandes diseñadores del siglo XIX: Worth y Doucet; y la mujer en el siglo XIX.

Fuente: Historia de la Moda. Desde Egipto hasta nuestros días. Bronwyn Cosgrave. Editorial GG Moda.

4 comentarios:

El lector indiscreto dijo...

Muy interesane post. No sabía que la máquina de coser era tan antigua.

Sobre los almacenes en París, ¿serían como una especie de shopping? XD Todo lo que sea de la época victoriana me llama la atención.

Saludos!

Madame Macabre dijo...

El lector indiscreto - Ahora cada vez que vaya de compras me acordaré de las mujeres victorianas viendo escaparates XD.

Tenía un poco olvidado el tema de la época victoriana, y tengo unos cuantos posts preparados :D. Ya irán saliendo n_n.

Un saludo y gracias por comentar.

Jade dijo...

Gracia por la entrada superinteresante ^^. Quien pillara una máquina de esas *O*, aunque imagino que hoy en día valdrán bastante más que de aquella XD

Espero con ansias el de la época victoriana :O

Madame Macabre dijo...

Jade - De nada linda, siempre alegra conversar con frikis de estas cosas como yo :D.

Cuando me ocupe de alguna petición, me dedicaré al siguiente post de Época Victoriana ;).

Un beso guapa, muchas gracias por comentar n_n.