domingo, 14 de enero de 2018

Moda gótica: ¿Existe el NormGoth?

Hace unos años se puso de moda una tendencia llamada "normcore" que consiste básicamente en un estilo de vestir que apuesta por la sencillez y la elegancia a través de una moda clásica y atemporal que huye de las tendencias.

Personalmente, no es un estilo que pegue conmigo pues lo considero bastante anodino y aburrido, pero esta clase de ideas siempre me sirven para trasladarlas al ámbito gótico y reflexionar sobre muchas cosas.

El caso es que me pregunté si esa idea es trasladable a la estética gótica, es decir, si podemos hablar de un normgoth como de estilo gótico que busca la sencillez y la elegancia, evitando modas pasajeras que se dan dentro de la propia estética gótica.


Si hay algo que caracteriza la estética gótica es la enorme variedad de estilos, casi podríamos decir que hay tantos como personas ya que cada cual interpreta y adapta la moda gótica a su manera, añadiendo luego elementos con los que se siente representado. Ello permite personalizar el estilo y hacerlo único.

Dentro del amplio abanico de estilos, tenemos aquellas personas que apuestan por un estilo muy recargado, que llama la atención entre góticos y no góticos. No es que el objetivo de sus looks sea en realidad llamar la atención de forma gratuita, sino que tan sólo estas personas disfrutan vistiendo de ese modo.


Estos estilos no son aptos para todo el mundo. No todos pueden permitirse looks tan recargados y llamativos por toda suerte de motivos (laborales, económicos, etc...), pero igualmente tampoco es un estilo que necesariamente agrade a todo el mundo. Con todo, hay que reconocer que son precisamente este tipo de looks los que la gente común suele identificar con la estética gótica.

Hay, no obstante, gente que, por comodidad y por sus propios gustos, opta por looks muy sencillos, que se centran en el negro, en ropa de líneas básicas y en pocos complementos y maquillaje, o incluso ninguno de los dos últimos. Estas personas viven la estética gótica de una manera más sosegada, pasando tan desapercibidos que incluso algunas personas no los identifican como góticos, acostumbrados a la imagen de la prensa y la televisión de looks más extremos.


Es cierto que muchos góticos viven la subcultura "obsesionados" por el elemento estético, gastando ingentes cantidades de dinero en ropa y siempre al tanto de nuevos productos, modas y tendencias que se generan dentro del mundo gótico.

Frente a esta situación, otros muchos optan por fijar sus intereses en otros campos, normalmente artísticos o literarios, dándole al estético la menor importancia. Más que una forma de expresión, el aspecto constituye una forma de sentirse a gusto consigo mismo sin necesidad de gritar a los cuatro vientos el interés por lo gótico.


Sin embargo, lo cierto es que el normcore no surge tanto como contracorriente estética (mucho menos de pensamiento), sino como una tendencia más entre muchas otras. Lo anodino se convierte en tendencia en un intento de desligarse de las modas para evitar las tendencias "del rebaño". Y desde mi modesto planteamiento, ser original siendo "como todos los demás" sin mostrar un rasgo diferenciador, es un contrasentido.

Al final, por muy sencillo que sea tu armario gótico, no es simplemente una elección estética, lleva también aparejada una elección cultural e incluso espiritual. El objetivo en sí mismo no es ser anodino, sino sencillamente ser uno mismo. La obsesión por las tendencias no deja espacio a la personalidad de cada cual, pero el decidir no seguirlas por una especie de "rebeldía pasajera" no deja de ser tendencia en sí mismo, y al final es igual de voluble que cualquier otra moda.


En ese sentido, aunque no soy fan de los estilos gótico ultrasencillos porque no pegan conmigo, sí pienso que la elección de los mismos no desvirtúa el interés por lo gótico. Es por ello que creo que no puede hablarse de un "normgoth", en todo caso de un estilo "gótico casual", pues también en su simplicidad el estilo gótico es capaz de expresar mucho.


7 comentarios:

María Machado dijo...

Me encantó esta entrada, me sentí muy identificada puesto que yo soy así, súper sencilla.Hace mucho que sigo tu blog pero jamás comenté, soy bastante reservada. Te felicito. Saludos desde Salto- Uruguay. María.

Madame Macabre dijo...

María Machado - Muchas gracias, me alegra que te haya gustado. Gracias por seguir el blog y espero que te sigas animando a comentar :).

Anónimo dijo...

Hola!También es mi primera vez comentando, como María (dando la casualidad que también me llamo María) soy muy reservada. Quisiera agradecerte el trabajo y el tiempo que le dedicas a tus publicaciones, siempre estoy pendiente de cuando subes algo nuevo jajaja
También me siento identificada con esto. Desde pequeña me apasiona la estética gótica y todo la temática oscura. Pero puesto a que soy bastante joven, no puedo permitirme económicamente tener un gran armario gótico y sofisticado. Por ello, mi estilo es un gótico más casual, pero puramente por lo económico.
Muchas gracias por todo! Saludos desde Málaga, paisana!! >w<

Rocio Sp dijo...

Por acá también una más que se sintió identificada. Amo tu blog :D

Madame Macabre dijo...

María - Muchas gracias, la gente no siempre se para a pensar en el tiempo que supone actualizar el blog semanalmente entre pensar, redactar, corregir y buscar imágenes. Y sobre todo que se te ocurran cosas nuevas después de 8 años y más de 2.000 entradas XD. Así que te lo agradezco mucho :). Mi querida paisana, espero que te sigas animando a comentar :).

Rocío Sp - Genial, me alegro que te haya gustado, y gracias por lo del blog :D

María Machado dijo...

Aaaahhhh que lindaaa!!! muchas gracias por responderme y que bueno saber que hay muchas chicas más que son como yo... hace mucho que estoy tentada en participar en una entrevista que hay en tu blog,aunque no creo que sea muy rico mi aporte pero es muy probable que un día de estos me anime... seguí así con tu blog que está precioso!!!! besos.

Madame Macabre dijo...

María Machado - Por supuesto, puedes mandármela cuando quieras. No pienses que no tienes nada que aportar, yo pienso que todos tenemos algo que aportar en ese sentido, y la percepción personal de cada uno siempre es muy interesante :D

Muchos besos para ti también :)