domingo, 3 de junio de 2018

Moda gótica: ideas y consejos para combinar el color verde con un look gótico.

Hay colores con los que parece que resulta más fácil conformar un buen look gótico, como puede ser el rojo, el blanco o el morado. En parte por las connotaciones de esos colores, y en parte porque son colores que estamos acostumbrados a ver combinados con el negro por influencia de tiendas, modelos y fotografías.

Así que siempre tenemos esa sensación de que cuando nos salimos de determinados tonos, algo así como los "típicos colores góticos complementarios", es más difícil crear un buen conjunto y que sólo estamos llevando negro con un color secundario.

A mi me pasaba con ciertos colores que me gustaban, pero que no acababa de atreverme a llevar porque no encontraba la forma adecuada de combinarlos con mi estilo. Después de unos cuantos experimentos, he logrado combinaciones que me han gustado. Así que respondiendo a una petición que me hicieron el otro día sobre el color verde, aquí van algunos consejos e ideas para combinar esa tonalidad en un look gótico.

1 - Elección del tono: a la hora de integrar el color verde yo optaría por dos posibles tonalidades en función de vuestros gustos personales.

a) Verde esmeralda: una primera opción es elegir esta tonalidad intensa de verde, lo que se llama "tono joya". Es un verde con mucho cuerpo, oscuro, intenso y que contrasta perfectamente con el negro.



b) Verde pálido: es una tonalidad pálida y apagada de verde, pero sin llegar a ser pastel. Al ser un color claro, también crea un bonito contraste con el negro, y es una buena opción si buscáis un color pálido pero queréis saliros del blanco.





Si queréis llevar algo verde pero sin caer en el Industrial Goth, evitad los tonos neón. Con todo, es importante recordar que existen otras tonalidades de verde, desde aquellos que tiran más hacia el gris a aquellos que recuerdan a un color dorado muy envejecido y tienen un toque añejo. También resultan interesantes, y que también se pueden combinar siguiendo estos mismos consejos.






2 - Elección de las prendas: mi idea principal a la hora de combinar prendas cuando introduzco un color secundario, es poner énfasis en el estilo. Si decidís integrar una prenda en color verde, no os limitéis a una camisa sencilla o a un top básico. Escoged prendas que tengan personalidad y os permitan enfatizar el estilo gótico. Por ejemplo, camisas de estilo romántico, tops con reminiscencias medievales y amplias mangas, prendas de encaje o gasa... Centraos en el estilo y la tela para dar más fuerza al conjunto.



 




Y además siempre tenéis la opción de buscar directamente en tiendas góticas prendas que combinen negro y verde.


 
 
 
 



Si preferís un estilo gótico menos romántico y más punk, una buena opción es poner el énfasis en los estampados.



Si sólo tenéis prendas básicas en verde, o sencillamente no encontráis prendas con el estilo que buscáis, tenéis dos posibilidades. Primero, podéis personalizarlas vosotros mismos añadiendo encajes, lazos, pasamanería, etc... Otra posibilidad es poner el acento en las prendas negras con las que habéis combinado la verde. Por ejemplo, una falda con capas y detalles de chorreras en negro con una camisa verde.







3 - Enfatizar los complementos. Tanto si disponéis de prendas en verde con un esitlo gótico marcado como si no, un elemento adicional que siempre funciona bien es poner el acento en los complementos. Ya sea con llamativos colgantes, cinturones o anillos, al integrar complementos de estilo gótico en un look aparentemente neutro, lo dotáis de personalidad.




4 - Me gusta el verde, pero... en pequeñas dosis. Si la idea de llevar una prenda en verde no os convence demasiado porque os véis con "demasiado poco negro", podéis probar a integrarlo en pequeñas dosis de las siguientes formas:

a) Prenda externa: en vez de llevar vuestro look principal en negro y verde, podéis optar por un look totalmente en negro y con un estilo gótico más marcado, pero luego combinarlo con una prenda complementaria en verde, como sería una chaqueta, un kimono o una rebeca.






b) Complementos: podéis integrar pequeñas dosis de verde en vuestro look gótico mediante los complementos. Por ejemplo, colgantes y anillos con tonalidades verdes, o incluso algún adorno para el pelo. Si os gustan las piedras, recomiendo la labradorita y la fluorita por sus preciosas tonalidades.











c) Maquillaje: podéis contrastar un bonito look gótico con un maquillaje en tonos verdes en los ojos, y luego complementarlo con unos labios en rojo oscuro o incluso en negro.



 




2 comentarios:

María Machado dijo...

Es cierto... pienso que todos los colores combinan muy bien con el negro incluso ayuda a que "nuestro" color predilecto se destaque. El tema va por resaltar lo que más nos gusta e ir animándose a usarlos...

Madame Macabre dijo...

María Machado - Claro, no hay que tener miedo a salirse del rojo, el morado o el blanco. Si te gustan otros colores, pueden combinarse y verse bien.

Muchas gracias por comentar :)